Reviejo Nutrición en los Medios

¿ Qué es la Alimentación complementaría?

Alimentación Complementaria es, básicamente, cualquier alimento distinto a la leche (bien materna o artificial) que le damos a nuestro bebé. Por lo tanto, Alimentación Complementaria pueden ser triturados, sólidos (BLW, BLISS…), mixto, etc. Eso sí, debemos tener en cuenta que, como su nombre indica, COMPLEMENTA a la leche, no la sustituye; puesto que, como bien dice la OMS (Organización Mundial de la Salud), la lactancia, bien materna o artificial, debe ser exclusiva hasta los 6 meses y prioritaria hasta los 12 meses, porque la leche, es el principal alimento del bebé, ya que le aporta la energía y los nutrientes que necesita.

Así pues, las tomas de leche del bebé seguirán siendo las mismas a pesar de haber introducido otros alimentos, y poco a poco el propio bebé irá reduciendo dichas tomas y comiendo más alimentos. Éste, es un proceso natural y lento, en el que debemos dejar que sea el bebé quien lo regule, de todos modos, entre los 6 y los 12 meses, siempre ofreceremos el pecho o biberón antes que la comida.

A partir de los 12 meses, el orden se invertiría: primero ofreceríamos la alimentación y después, la leche. Este proceso también debe ser gradual y respetuoso con el bebé, ya que recordemos, el bebé es lactante hasta los 2 años de edad.

Cabe destacar que la OMS también aconseja el mantenimiento de la lactancia materna hasta los 2 años o más (siempre que bebé y mamá así lo deseen). No ocurre lo mismo con la lactancia artificial, puesto que no se recomienda su continuación a partir de los 12 meses del bebé, edad a partir de la cual, podemos ofrecerle leche de vaca entera o una bebida vegetal.

Es importante saber que, el comienzo de la AC para el bebé es aprendizaje, curiosidad, imitación… El bebé todavía no sabe que algo diferente a la leche va a saciar su hambre, por lo que al principio lo más normal es que juegue con la comida, la tire, la chupe, … todo forma parte del propio proceso.

Por último, no son necesarios los innumerables productos que hay especializados para bebés, como papillas, cereales, yogures, potitos… No existe comida para niños diferente a la de los adultos, solo tenemos que ofrecérsela en un formato apto para ellos. Si queremos darle papilla a nuestro bebé, podemos hacerle un maravilloso porridge de avena; si queremos darle un yogurt, podemos darle un yogurt natural sin azúcar. Debemos acostumbrar el paladar de nuestros hijos desde pequeños a la comida real, no a los productos especializados para niños, que, entre otras cosas, están cargados de azúcar.


Somos lo que comemos

Reviejo Nutrición

Escrito por Virginia Gracia

Técnico Superior en Dietética y Nutrición

Miembro del Equipo de Reviejo Nutrición





20 vistas

Tel: 610.80.50.03

Consulta en Zaragoza (Policlínico de MAPFRE)

Calle Camino de las Torres nº 16

Zaragoza

Teléfono: 610.80.50.03

Correo:  contacto@reviejonutricion.com